Freedonia y su nueva aventura “Shenobi”

freedonia

Shenobi, la nueva aventura musical de Freedonia

Freedonia es uno de los grupos a los que hemos visto nacer, crecer y madurar hasta convertirse en la gran banda que es hoy. Su saber hacer, su filosofía como banda y, sobre todo, su música, han hecho que Freedonia tenga ya su espacio en la Historia de la música.

Descargar ahora!Ver ahora!

En LaCarne Magazine siempre han tenido voz y no es la primera vez (y esperamos que no sea la última) que hablamos con ellos. En esa ocasión pudimos entrevistarles cuando en 2014 sacaron su disco Dignity and Freedom. Ahora, en 2017 y a punto de lanzar su nuevo trabajo, Shenobi, volvemos a hablar con ellos.

Un nuevo disco, una nueva aventura y una nueva entrevista en donde la banda nos adelanta los detalles de este disco que estamos deseando escuchar. Hablamos con Fran Panadero, bajista de Freedonia.

Freedonia estáis a punto de presentar vuestro nuevo disco Shenobi, y no sabéis las ganas que tenemos de escucharlo. En vuestra web hemos visto un sol naciente, un puño levantado y algunos caracteres japoneses o chinos. ¿Cuál es el significado de toda esta simbología? ¿Qué significa Shenobi?
En este disco hemos jugado a continuar la historia de una pequeña que teníamos en el disco anterior, y la hemos permitido crecer. Esta niña es ahora una guerrera, la llamamos Shenobi.

Shenobi es un juego de palabras entre “Shinobi”, que es un ninja de un videogame clásico, y “She”, ella en inglés, más “nobi”, que significa crecimiento en japonés. De esta forma hablamos de una mujer fuerte, combativa y en crecimiento. Es un personaje muy en la línea de los cómics y los videogames que vivimos en la infancia, y que ahora nos sirven como estética para poner de manifiesto nuestros mensajes. En cuanto a estructura y presentación, está pensado para su edición en vinilo en formato doble, contamos de nuevo con Aurelio Lorenzo en las ilustraciones y va todo muy ligado a este universo del cómic que comentamos, de tal manera que en sí mismo nos recuerde a uno de esos álbumes que nos fascinaban y nos hacían soñar con mundos mejores.

En Shenobi habéis incluido 20 cortes con canciones vocales e instrumentales, pero como aún no hemos podido escucharlo, nos gustaría que nos describierais los sonidos, la música y la temática de este trabajo.
Partiendo de las mismas premisas, en este último trabajo nos hemos despojado un tanto de rigores estilísticos, y vamos más a lo que hemos considerado la tripa de las cosas. Queríamos conseguir un sonido crudo, pero también poder usar sonidos más distorsionados o trabajados cuando así lo creyésemos conveniente. También hemos dejado pasar más música africana, e incluso hemos introducido cosas de aquí. Contamos una historia y la verdad es que nos lo hemos pasado pipa.

En cuanto a la temática, tras haber puesto énfasis en conceptos como dignidad y libertad en nuestro anterior trabajo, entendimos que teníamos que continuar en esa línea con igualdad y justicia, ya que son otros dos pilares básicos para la realización y la felicidad a poner en valor. Todos somos personas, individuos infinitamente diversos, pero todos seres humanos únicos e igual de valiosos.

El racismo, la intolerancia, las discriminaciones por origen, credo, cultura, tendencias sexuales…, de entre todas ellas queríamos poner el foco en la discriminación hacia las mujeres, ya que como todas es injusta y absurda, pero quizás sea la más socializada y cercana, y con eso hay que terminar. Esto es algo que sentíamos en la necesidad de comunicar.

freedoniaShenobi, al igual que vuestro anterior trabajo, Dignity and Freedom, lo habéis grabado en analógico. La última vez que hablamos nos explicásteis el por qué, pero en esta ocasión queremos saber qué ventajas (además del sonido) e inconvenientes tiene el formato analógico para vosotros.
Realmente lo hacemos así porque nos gusta. Quizás decir ventajas o inconvenientes sea difícil si entendemos que cada tipo de producción tiene que tener un fin último, que no es otro que el resultado sonido que se persigue.

Hacerlo en analógico o en digital, en directo o por pistas, usando tal o cual micro, que te cueste más o menos en recursos, que implique más o menos preproducción…, todas son opciones y todo deja una impronta en el resultado de la grabación. Cada opción te puede interesar o no en función de lo que estés grabando y qué resultado quieras. Al final todo acaba teniendo pequeños pros y contras, y la cuestión es decidir lo que mejor te va y tratar de divertirte.

En nuestro caso nos gustan los sonidos de los discos grabados en analógico, y su reproducción en vinilo, las cosas que puedan considerarse a priori inconvenientes, para nosotros pierden el sentido cuando escuchas el sonido en un buen equipo Hi-fi y se te levanta el pelillo.

Sabemos que utilizáis Creative Commons y que habéis hecho una campaña de crowdfunding para poder sacar adelante este trabajo. Demostráis que no necesitáis a nadie para hacer un disco, aunque para promocionarlo y que llegue al público la cosa es diferente ¿no? ¿Contáis con un equipo que os ayude en la promoción?
Somos Creative Commons porque es el tipo de licencia que más se ajusta a nuestra manera de entender los derechos de autor, concretamente el uso de nuestra obra es libre siempre que se haga con un fin no lucrativo o comercial, en cuyo caso se debe aportar una cantidad justa como retribución de los derechos del autor, algo imprescindible para que la creación artística sea sostenible y que, por supuesto, no ponemos en duda.

Nosotros sí necesitamos a gente para hacer un disco, de hecho necesitamos a mucha gente sin la que este proyecto no sería posible. Gracias a ellos, a nuestros cofinanciadores, y al público que compra nuestros discos y viene a nuestros conciertos, estamos presentando este álbum. Son nuestros socios en esto y les debemos lo mejor de nosotros mismos.

Dentro de nuestros equipos de trabajo hay uno que se dedica a la comunicación, contamos además con la inestimable ayuda de nuestros amigos de Cultura Inquieta, con quienes venimos trabajando ya desde hace tiempo y son fantásticos.

freedonia¿Dónde habéis grabado Shenobi y por qué elegisteis esa opción?
Hemos tenido el privilegio de grabar con el equipo de Estudio Uno, en Colmenar Viejo. Tanto el espacio y su equipo, como el personal, son de diez. Contamos con la posibilidad de grabar en directo pero con espacios aislados para el sonido, hemos grabado en cintas de 24, 8 e incluso a dos pistas, hemos jugado, nos hemos divertido… Una experiencia fantástica.

¿Habéis contado con algún productor?
La producción del disco ha sido nuestra desde la propia composición de los temas. Poco a poco hemos ido decidiendo qué arreglos y qué sonidos queríamos. Ya en el estudio hemos contado con la inestimable ayuda de Pablo Pulido, como ingeniero de sonido, y de su compañero Eduardo Lavilla, junto a los que hemos encontrado los timbres que buscábamos.

En Mayo podremos por fin escuchar Shenobi y vais a presentarlo en Madrid, en la Sala Joy Eslava los días 2 y 3 de Junio. ¿Es el pistoletazo de salida de vuestra nueva gira? ¿Dónde podremos veros?
Sí, claro!! Después de grabar y trabajar para montar el show con los temas nuevos, como comprenderéis estamos locos por tocar y gozar con todo el que quiera venir a vernos.

Empezamos en Madrid, pero, como siempre, daremos muchas vueltas por la carretera. En nuestras redes y nuestra página web iremos actualizando fechas.

Ha sido un placer hablar con Freedonia una vez más.  Estamos convencidos de que Shenobi será todo un éxito. Suerte!
Muchas gracias. El placer es mutuo, y los buenos deseos también. Esperamos de corazón que os guste el disco y que vengáis a disfrutarlo con zapatos de bailar a los conciertos.
9 abrazos!

Más información sobre Freedonia en los siguientes enlaces:

Visitar Web
Ver Facebook
Ver Twitter

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *