Strange Fiction nos cuenta su Antes del concierto

Strange fictionQuiero verlo!

por Strange Fiction

Qué pasa por nuestras cabezas en milésimas de segundo antes de un concierto, a parte de galaxias infinitas? Como prólogo a este pequeño relato, tenemos que decir que Strange Fiction, sí, es un grupo nuevo y con poco recorrido hasta ahora, pero que en nuestros proyectos anteriores llevamos una buena carga de conciertos a nuestras espaldas. Aún así, después de tantos años de escuchar ese murmullo tras el telón, esas risas y gritos antes de salir, los nervios siempre están más que presentes.

Volviendo a la pregunta, qué pasa por nuestra cabeza antes de un concierto? Pues un auténtico caos, pura locura y ansia convertida en ilusión! La mayoría de veces son unas horas caóticamente agradables y satisfactorias que suelen resumirse siempre en un día cojonudo.

Hablemos del concierto de presentación del disco Orange en Barcelona (sala City Hall), donde tocamos con nuestros amigos de Pandanono. Como siempre, el tiempo justo para las pruebas de sonido. Primero, batería: checking ok; luego, bajo: checking ok; bajo y batería juntos, brutal: todo perfecto. Ahora es el momento para Sergi, con su mar de pedaleras y efectos para su guitarra, y luego Carlos, que nos dejó asombrados al escuchar su voz con efectos más que adecuados para la ocasión, efectos a los que no estábamos acostumbrados, grata la diferencia! Mientras, Joel y Marc aprovechan el tiempo para montar la escenografía hecha en casa con sudor y lágrimas: las letras del nombre del grupo hechas con relieve, montadas en unas estructuras detrás del escenario, y el logotipo de la banda partido en dos grandes piezas con volumen, de metro y medio cada una, para enmarcar el escenario. Mientras, Sergi: checking ok; Carlos: checking ok. La base rítmica corre a sus puestos, dejando a medias la escenografía por orden del técnico para probar todos juntos: checking superado!, y más que satisfactorio.

Ahora es el turno de Pandanono, que suben a preparar sus pruebas. Marc y Joel aprovechan y terminan al fin de preparar ese logotipo gigante que parecía no querer mantener el equilibrio. Se miran y se chocan las manos diciendo “queda brutal, tío! Vamos a cenar!!”.

Falta sólo una hora para salir. Una vez todos estamos cenados, volvemos a la sala y Sergi busca un lugar tranquilo para calentar los dedos con la guitarra eléctrica desenchufada, barriendo el mástil a toda velocidad! Desatando ese pequeño metalero que lleva dentro, aunque sólo se oyen unos golpecitos secos de la púa contra las cuerdas. Pocos minutos más tarde, Carlos se une con Sergi para practicar coros juntos.

Aparecen unos chicos de la nada para hacer un reportaje y de pronto nos vemos con el camerino inundando de gente, pero debemos concentrarnos igualmente.

Joel, dando vueltas intentando acordarse de si habrá ajustado bien las mazas del pedal del bombo, pasillo arriba y abajo del camerino a la parte trasera del escenario, donde se puede ver de espaldas el show de Pandanono, cosa que provoca que su ansia por salir se incremente cada vez más. Marc correteando por algún lado riendo y saltando… Sí, los días de concierto está contento y lo muestra de este modo, también se puede interpretar como una manera de calentar, no…? Carlos, después de estar un buen rato cantando las canciones con Sergi, se acerca detrás del escenario donde están Joel y Marc mirando concentrados y contentos a sus compañeros. Pasan pocos segundos y se añade Sergi a fisgonear con los demás por ahí detrás. No podemos evitar alargar las miradas hacia más adelante del escenario con cuidado de no ser vistos para ver cuánta gente hay.

A contra luz vemos cómo se van uniendo cada vez más siluetas, no reconocemos a nadie, y cada vez aumentan más esos aplausos y murmullos de multitud, que aparecen entre canción y canción. Aquí estamos, alegrándonos por nuestros compañeros y acumulando nervios.

Después de los años que nos ha costado que naciera Strange Fiction, el esfuerzo y paciencia de sabio que nos ha supuesto para que sea real: años, meses, semanas y horas acumuladas en ensayos, en estudio, en casa cada uno. Conseguir tener listo este espectáculo, este show, significa concentrar prácticamente en una sola hora todo este universo de trabajo por amor al arte.

Pandanono anuncia último tema, Strange Fiction se activa como un mar de vías de tren desordenadas que se juntan en una sola en pocos segundos con tan sólo un click.

Después de saludar y felicitar a nuestros compañeros en la salida del escenario, empieza la movida! La sala baja su telón y cada uno sabe exactamente lo que tiene que hacer: uno prepara aguas para todos, otros el setlist bien visible para cada uno, Joel vuelve a comprobar las mazas del bombo, y listo! Todo preparado!!

Joel le da el play para que suene la pieza que abre el concierto mientras entre humo y luces de colores se alza el telón y vemos un mar de cabezas y siluetas, algo más de 100 personas totalmente pendientes de nuestros movimientos esperando ver nuestro primer gran show!

Si hay que comparar esta emoción con algo, es con el sexo! De principio a fin! Y ahora… a darlo todo!!

http://www.strangefiction.co.uk
http://www.facebook.com/strangefictionband
http://www.strangefiction.bandcamp.com
http://www.youtube.com/StrangeFictionBand
https://twitter.com/StrangeFiction_

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *