DIEGO ALCALÁ – Parquesonoro

diego alcalaHablar de Diego Alcalá es hablar de un tipo humilde, es hablar de un genio al que le tienes que tirar de la lengua para que te diga que compartió sello discográfico con grupos como La Habitación Roja, The Sunday Drivers, Maga, Deluxe, Sr Chinarro… Hablar de Diego Alcalá es hablar de alguien que en sus ratos libres hace proyectos para fomentar la integración de inmigrantes. Hablar de Diego Alcalá es hablar de Risco, de Luxury 54 y de Estado Avanzado. Hoy me toca entrevistar a alguien al que admiro profundamente y espero que disfrutéis tanto como yo con sus respuestas.
Ver ahora!

Hace apenas un par de días de tu periplo neoyorkino. ¿Cuál de tus facetas artísticas funciona mejor allí? ¿Risco,  Estado A/V o Diego Alcalá, el videodj?
Es una ciudad alucinante que tiene espacio para todo lo que pueda imaginarse. Creo que Estado AV y el video arte son las facetas que mejor se mueven por allí, ya que se premia mucho la creatividad más extrema.

Con tu anterior proyecto, Luxury 54, hiciste eso que se muestra inalcanzable para la mayoría de las formaciones extremeñas: os fichó un gran sello, girasteis por las mejores salas nacionales a caché (sin tener que pagar por tocar), y os editaron y distribuyeron vuestro material sonoro… ¿Qué impresiones te quedan de aquella etapa?
Sólo tengo buenos recuerdos. Fue una experiencia muy intensa de dos personas que tenían muchas ganas y mucha energía. Además, contamos con la ayuda de Xoel López (Deluxe), de Big Toxic, Nikki de Dirty Princess y el apoyo de un sello como Mushroom Pillow, que ha acabado por ser uno de los grandes a nivel nacional e internacional.

Háblanos de uno de tus proyectos actuales: Estado Avanzado. Biografía, actuaciones reseñables, material grabado…
Estado AV se encuentra en una especie de limbo creativo. Las actuaciones de las que guardo mejor recuerdo fueron las de Sevilla, en el estudio G41, y la de Madrid, en “La Tabacalera”, el año pasado. En ambas, nos acercamos mucho al concepto que buscamos, que es transformar las guitarras en máquinas de crear paisajes sonoros modulados con ordenadores.

Quizá uno de tus proyectos más personales sea Risco. Indie-Rock defendido en directo con guitarra acústica y voz. ¿Cómo surgió? ¿Qué nos puedes contar de Risco?
La guitarra acústica siempre ha sido el comienzo de todas las canciones que he escrito. Por  diferentes circunstancias, se me ocurrió la idea de, temporalmente, tocar en acústico para alejarme un poco de los ordenadores. Pero Risco siempre ha sido carne de banda. Con la acústica a veces me “ablando” demasiado, y eso no me gusta. Estoy intentando mejorar ese aspecto. No me considero un cantautor, y espero no dar una imagen equivocada. Me gusta el ruido y las canciones con estructuras complicadas, aunque de acordes sencillos. El tema Tobi es la excepción a la regla.

Pasaste de trabajar con grandes sellos discográficos a autoeditarte tu propio material. ¿Qué diferencias importantes encuentras entre ambas formas de entender la música?
Para mí es mejor editar en sellos, ya que te ponen plazos y convierten tu trabajo en un “trabajo en equipo”. Cuando trabajas con un sello, como por ejemplo Playcode, la experiencia es muy gratificante, y se comparten muchas emociones que con la autoedición se pierden.

¿Cómo es el día a día de un creador como Diego Alcalá cuando se enfrenta ante el folio en blanco? ¿Cuál es tu metodología de trabajo?
Tocar me hace sentir bien. Cuando algo de lo que toco me parece “grabable”, lo grabo y lo hago canción. No sigo una metodología preestablecida, ni una rutina diaria. La verdad es que me gustaría tener un plan de trabajo, pero no lo tengo.

¿Cuáles son tus influencias artísticas?. Tanto musicales como de otras disciplinas.
Ahora mismo escucho mucho blues de los años 40, 50 y 60. Es algo increíble el sonido de los amplificadores de válvulas y las viejas fender. Estoy enganchado al Lomax Archive de Youtube.

Diagnostiquemos el estado actual del Indie-Rock. ¿Fueron los 90 su gran década o hay esperanza para el futuro?
El presente es extremadamente complejo. Cada día me sorprenden cosas nuevas o descubro cosas de hace años. Echo de menos los tiempos de ir a Keramidas (Cáceres) a rebuscar discos y encargar cosas a Rafa. La industria ha cambiado mucho, pero grupos que me gusten, siempre hay. Quizás los noventa fueron el momento en el que la cultura popular aceptó al rock alternativo, pero ahora hay cosas incluso más interesantes que entonces.

Cambiemos de tema. Actualmente vives en Navalmoral de la Mata por temas laborales. ¿Cómo ves la música fuera de las dos grandes ciudades de la región?
En Navalmoral no hay conciertos, y los pocos locales que podrían ofrecerlos no pueden permitirse correr el riesgo. De todas formas, el Soundclub (anteriormente conocido como Mondo Pop) es un sitio increíble. Un bar que no existe ni en Madrid ni en Barcelona, y que está hecho por y para la música. Por otro lado, es una pena que no se haya querido dar un empujón de verdad al Navalpop.

¿Qué conoces, sobre tu experiencia, del movimiento independiente en Extremadura?. Bandas, salas, sellos…
Iniciativas como el Festival ParqueSonoro 2012 y salas “underground” como Caballos y Ponis te hacen pensar que el movimiento independiente puede volver a ser realmente independiente. Hay bandas, y hay sellos y hay estudios y hay productoras. Y unos grupos con una calidad indiscutible cada uno en su estilo.

En unos días actuarás con Risco en un festival que lleva el mismo nombre que esta sección. ¿Qué podrán ver ese día la gente que se acerque hasta Badajoz?
Va a ser muy especial poder disfrutar de todos esos grupos en una misma sala, y en unas pocas horas. Todo amante de la música en general debería acercarse a la sala Doré el próximo 21 de abril. Risco ofrecerá un concierto acústico, en la línea de los últimos que he dado, pero Risco será lo menos importante. Lo mejor va a ser disfrutar de las cañas mientras la Factoría Sónica dj, Burgim y McCarren Pool actúan y enlazar la tarde con New solaris, ElectroRosso, Cajón de Sastre, Hemingway Noise y Berlina.

Volvamos a Estado A/V. ¿Habrá oportunidad de disfrutar de una de sus enérgicas actuaciones? ¿Con qué material trabajáis para fabricar vuestro sonido? ¿Cómo definirías una actuación de Estado Avanzado?
Los conciertos de Estado AV llevan bastante infraestructura. Tarjetas de Sonido, ordenadores, guitarras, pedales, bajo, mesa de mezclas. No es fácil montar todo y no merece la pena hacerlo en cualquier sitio. Nos gusta tocar en lugares especiales. Trabajamos con ruido y guitarras pasadas por el ordenador. Normalmente las actuaciones son muy improvisadas. Por ejemplo, yo lanzo una secuencia y Jose me sigue con el bajo, después cojo la guitarra y le acompaño. Hay un componente de incertidumbre en esas actuaciones que es muy adictivo y muy emocionante.

Volviendo a la región. ¿Cómo ves la situación actual de la cultura musical en Extremadura?
Cosas como el recorte de “El Garito” son síntoma de la poca importancia que  nuestros gobernantes le dan a la música en Extremadura.  “El Garito”, o anteriormente “La Factoría Sónica”, no son sólo programas de radio. Son escaparates de una industria  que lucha por crecer y que no sólo incluye a los músicos. ¿Y los promotores? ¿Y los dueños de las salas? ¿Y los estudios? ¿Y las productoras? Tenemos una industria musical modesta en la región, pero de la que vive mucha gente y que podría generar empleo y servir de imagen cara al exterior. Y sobre todo que necesita crecer.

DEJA TU OPINIÓN

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *