BAM 2018, otra manera de hacer un festival

Otro año más de logro rotundo del festival barcelonés Bam Festival.

Es tan importante Bam, no sólo por su programación musical ecléctica y maravillosa, sino por su intención de enseñarnos que existen otras maneras de hacer un festival. Busca la diversidad étnica en sus propuestas musicales (la programación es clara en este aspecto), asume el reto de la paridad de artistas, y se muestra comprometido con la precariedad histórica de los músicos.

bam 2018

Para nosotros eso es clave de éxito, aunque este acierto tiene algunos inconvenientes que, como público, empezamos a comprobar que algunos escenarios no pueden aguantar tanto aforo. ¿Es un problema del Bam o es un problema de Barcelona? Pensamos que al festival le pasa como a la ciudad, el problema de la saturación turística.

Hace un par de años, un escenario como el de MACBA (Plaça dels Àngels) acumulaban mucho público, pero a pesar de la multitud podías disfrutar del concierto, ahora eso ya no es posible.

Años atrás, a pesar de haber mucha gente, tenías la sensación de disfrutar del concierto con los propios barceloneses, y algún que otro turista que venía exclusivamente al festival. Eso este año ha sido imposible.

Los únicos escenarios donde poder disfrutar de la música sin aglomeraciones eran el Joan Coromines, Moll de le fusta, fábrica Fabra y Coats y la Antigua Fábrica Damm, tanto MACBA (Plaça dels Àngels) como Rambla del Raval enseguida tenían un aforo tan grande que te hacía imposible disfrutar de un concierto sin pensar que estabas en Mordor.

Quizás se tiene que plantear de nuevo la vuelta al Fórum, a lo mejor abrir el palacio de exposiciones de Montjuic.

Por supuesto, no hablamos del escenario de la Platja de Bogatell, que aquel ya supera todo lo dicho anteriormente.

Hablaremos de los conciertos en los que estuvimos (viernes y sábado) y sus escenarios, pero antes hay que mencionar sin ningún reparo el escenario y propuesta de la antigua fábrica Fabra y Coats. Es necesario citar el proyecto BAM-Cultura Viva.

BAM-Cultura Viva ofrece charlas abiertas al público en su primera jornada para hacernos reflexionar sobre la música, con ponentes pertenecientes a colectivos culturales, sociales y musicales, en la que se trataban temas como la autogestión, la educación musical o el racismo.

Pero además, en su programación de artistas ofrecía espectáculos para toda la familia e interactivos. Toda la información la tenéis en la crónica de Nando Cruz en este link:

El sentido de la música

Una vez dicho todo esto, nos centraremos en los conciertos y en sus escenarios:

BAM 2018 VIERNES 21

ESCENARIO JOAN COROMINES

Balago

bamLos de La Garriga (Bcn) eran los encargados de inaugurar el escenario dedicado en este día a la música electrónica y a la experimentación. De ahí, que ellos fueran los elegidos para el primer plato.

Su directo se encuentra entre el ambient y la experimentación, con suculentas y profundas atmosferas, muy pocas bases rítmicas y melodías a cargo de los sintetizadores, cajas de ritmos y cacharros electrónicos.

Un paisaje industrial el que nos dibujaron los catalanes en el CCCB.


bamNadah El Shazly

La egipcia fue puro sentimiento, fuerza y coraje a la hora de expresarse en su live. Electrónica experimental junto con la sensibilidad de su voz y sus raíces árabes.

Nos dio un concierto místico, con esa esencia folk de su tierra y las influencias del R&B o el jazz más vanguardista.

La Rosalía del Nilo, la llamamos nosotros.


Tiger Menja Zebra

bamLos de Granollers vinieron a demostrarnos su “Anarquía i mal de cap” en directo. Puro rock ruidista con soporte electrónico, que nos hicieron vibrar enérgicamente y perder la cabeza. Unos verdaderos agitadores sonoros y provocadores rítmicos.

Su directo fue experimental, bailable, dado a pogos, y es que la fuerza y contundencia de las baterías nos hacían bailar cada impulso nervioso de nuestro cuerpo.

Su directo fue una catarsis de beats anti sistemas perfectamente coordinados para hacernos ver que o estas con ellos, o estas contra ellos.


ESCENARIO RAMBLA DEL RAVAL

Candeleros

bamLa formación colombiano-venezolana nos realizó justo el directo que esperábamos: perfecta fusión de cumbia, ritmos latinos y psicodelia para inaugurar el festival.

Pudimos dejarnos llevar por la música de estos chamanes afincados en Madrid, que con sus sonidos condujeron al público hasta la liberación colectiva, como si de un sacrificio rítmico fuera.

Fue su estreno en la ciudad, y sin duda mereció mucho la pena. Sembraron la semilla para que las puertas de Barcelona estén siempre abiertas a sus artes tropicales.


Batuk

bamLos de Johannesburgo nos ofrecieron justo lo que queríamos: electrónica de club, letras reivindicativas, hip hop y sonidos africanos.

No cabía ni un alfiler en su directo, y eso que coincidían en horario con Meute y el hijo de Fela Kuti. Canciones como “Puta”, “Move”, o la maravillosa “Vida” fueron algunos de los temazos que nos dejaron.

Su cantante, Manteiga, y el rapero Spoek fueron el tándem perfecto para enseñarnos los nuevos aires de la música sudafricana, y cuánta vida y energía tiene el sonido realizado en los guettos de las grandes urbes del continente africano.


BAM 2018 – SÁBADO 22

ESCENARIO JOAN COROMINES

Capicua

bamEn Oporto saben hacer buen rap Old School, y lo comprobamos desde un principio.

Iniciaron el directo con ritmos rotos cercanos al drum & bass, para luego dar paso al rap de vieja escuela con grandes beats, rimas contundentes, y mucho arte a cargo de un ilustrador, un dj, un programador y 2 Mc’s.

Ana Matos, su líder, fue pura reivindicación. Incluso nos preguntó a posta si queríamos que se expresara en castellano o portugués. Lógicamente todo el mundo dijo que portugués. Un buen inicio de jornada.


ESCENARIO PLAÇA DELS ÀNGELS

Masego

bamEl jamaicano fue un espectáculo. No cabía nadie en la plaza, y poder disfrutar del concierto sin haber reservado sitio previamente resultaba imposible.

Un placer escuchar su directo de “Jazz futuro”, R&B, Jazz, hip hop, música de baile, con una banda muy completa en la que las coristas llenaban mucho el show acompañando a Micah.

El de Virginia atrajo a un público más joven, gran conocedor de su trayectoria, y que no pararon de cantar y bailar sus canciones.

No cabe duda que un maestro del “Emotion” internacional iba a congregar en la capital del trap nacional a un público multitudinario. Una fórmula musical perfecta y un directo potente, y tenemos estrella internacional.


ESCENARIO RAMBLA DEL RAVAL

Ammar 808

bamLo del argelino fue una exaltación colectiva a base de ritmos contundentes próximos al hardtechno o el hardcore. Un disfrute máximo para los amantes de la electrónica, y sobre todo de la roland 808.

Su directo, entre los sonidos árabes y la electrónica más gabber en algunos momentos, y el techno más oscuro acompañado de líneas de bajo profundas, nos hicieron disfrutar de principio a fin.

La eclosión de beats, y las diferentes etnias vecinas que viven en el Raval disfrutando del directo fue tan tremenda como maravillosa. Sin duda, un cierre de día magnifico.


Hasta aquí disfrutamos del BAM. El domingo nos pasamos por el escenario antigua fábrica estrella Damm para ver su aforo y disfrutar de actividades culturales ajenas a la música. El año que viene más.

Más información sobre BAM en los siguientes enlaces:
Ver Facebook
Ver Twitter

Encontrarás más artículos de opinión AQUÍ.

DEJA TU OPINIÓN

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince + 13 =