Love And Rockets: Mi reencuentro con su disco homónimo

La década de los ochenta es una de las más ricas en el mundo de la música gracias a la explosión de creatividad y experimentación por parte de los artistas, y por supuesto, a la gente que abrió sus oídos a estas nuevas expresiones. Bandas como The Cure, Simple Minds, The Smiths, Echo & The Bunnymen, Talking Heads y Love and Rockets, Siouxsie and the Banshees moldearon y formaron el soundtrack de la vida de muchos jóvenes, quienes sólo querían identificarse con algo fuera de lo mainstream, buscando rebelarse no sólo con la música que escuchaban, pero también a través de la moda y el cabello. ¡Oh, el cabello! ¡En verdad fue una parte fundamental de la década!

En el amplio espectro de bandas que se formaron a finales de la década de los setenta, y que fueron parte fundamental del sonido underground de los ochenta, se encuentra Bauhaus. Banda inglesa formada en 1978 por Daniel Ash, Kevin Haskins, Peter Murphy y David J. Esta banda es considerada una de las más importantes del Gothic Rock, junto con Joy Division.

Después de lanzar cuatro álbumes de estudio, la banda se separó. Peter Murphy se volvió artista solista, sacando varios álbumes desde entonces. Los demás integrantes se juntaron y crearon una nueva banda, Love And Rockets, en donde buscaron mezclar ese sonido gótico con música Folk y Rock alternativo. Su cuarto disco, llamado de manera homónima y lanzado en 1989, puede ser la culminación de esta búsqueda de sonidos.

Love And Rockets: Mi reencuentro con su disco homónimo

love and rockets

La primera vez que escuché este disco fue mientras estudiaba la licenciatura, pues un profesor nos dejó como tarea hacer una reseña del disco. A pesar de no recordar mis palabras exactas, recuerdo haberle dicho al profesor que no me había gustado, que sonaba muy sucio, oscuro, y que, para la época, había cosas más interesantes sucediendo en la música.

Hoy, como un ejercicio personal, para ver cuánto han cambiado y cuánto se han expandido mis gustos musicales, decidí volver a escucharlo. He de mencionar que no estoy haciendo una crítica, solo quise escribir mi opinión acerca del disco.

love and rocketsdisco

Pero, ¿qué más puedo decir acerca de este disco que no se haya dicho antes? Habiendo nacido a finales de los noventa, puedo hablar con una perspectiva externa y decir que es un disco extraño. Combina muchos elementos de rock alternativo con música más experimental, gótica, rockabilly y folk. Los cuatro sencillos que salieron fueron Motorcycle, So Alive, Rock & Roll Babylon y No Big Deal, siendo So Alive la única exitosa.

Esta canción todos la conocemos, aunque sea por error la hemos escuchado, y realmente es buena. De los otros tres sencillos, sólo Motorcycle y Rock & Roll Babylon valen la pena para mí.

Love And Rockets - So Alive

Creo que el disco es más fuerte cuando dejan de intentar hacer su rock alternativo y se enfocan en el sonido que conocen, ese Post Punk gótico y oscuro, experimental que perfeccionaron con Bauhaus.

Canciones como **** (Jungle Law), No Big Deal y Bound To Hell, que van más hacia el “rock tradicional” de cierta manera, no aportan al disco. Creo que disminuyen su calidad, ya que la producción, realizada por la misma banda y John Fryer (que también trabajara con Depeche Mode, This Mortal Coil y Cocteau Twins, entre otros), es más favorable hacia los sintetizadores y efectos electrónicos que añaden en las canciones más experimentales, como The Purest Blue y The Teardrop Collector.

Love And Rockets - The Purest Blue

Para el año en el que se lanzó, la música ya contaba con el Disintegration de The Cure, lanzado un año antes. El “Deep” de Peter Murphy, el “The Seeds of Love” de Tears for Fears, y el disco debut de The Stone Roses y de Nirvana, por nombrar algunos discos, se lanzaron ese mismo año. El rock alternativo ya había encontrado su lugar, sus exponentes, y ciertamente estaba por explotar hacia la nueva década.

En lo personal, y siendo un amante del rock alternativo, creo que Love And Rockets llegó tarde a esta fiesta. El disco ya no me disgustó después de escucharlo por segunda y tercera vez, pero tampoco puedo decir que me gustó, y que mi yo del pasado estaba equivocado. Al final, de todo podemos aprender, y de este disco ciertamente se pueden aprender muchas cosas. Love And Rockets no volvió a sacar otro álbum hasta 1994, y Bauhaus renació tiempo después, juntando a cuatro de los pioneros del Gothic Rock de nuevo.

Deja tu opinión!

dos × 2 =