Cómo evitar errores durante tu actuación en directo

Evita errores durante tu actuación y sacale el mayor rendimiento a tu directo

He hablado con muchos músicos amigos y desconocidos y a través de su experiencia y de la mía personal, he de decir que todos los grupos cometen errores durante el directo. Durante la actuación de un grupo en directo el público puede que no se de cuenta de esos errores, pero el músico sabe perfectamente si ha tocado una nota equivocada o si ha entrado tarde en una parte de la canción.

Podríamos decir entonces que no existe el concierto perfecto, el músico puede tener perfectamente controlada la parte musical de su directo, pero siempre hay algún factor sorpresa que hace que nuestra mente se prepare para cualquier cosa.

Os recuerdo, que la preparación psicológica también es importante antes de subir al escenario. Aquí os dejo el enlace de un artículo que os ayudará a prepararos mentalmente y otro sobre como prepara vuestra actuación:

Aspectos psicológicos que todo músico debería dominar

Prepara tu concierto de principio a fin

directo

Las bandas y grupos de música demuestran ser todos unos profesionales cuando, aun cometiendo errores, saben hacer frente a la situación y continuar. No se sienten frustrados y terminan su actuación como grandes músicos que son.

Todos hemos cometido errores, en mi banda todos hemos metido la pata alguna vez, pero continuamos, pedidmos disculpas si es necesario. Pero la conclusión es clara y es que todos hemos cometido errores durante los directos. Si esto ya os ha pasado, no debéis preocuparos.

Lo más importante es centrarse en cómo reaccionáis en directo ante esos errores. Debéis saber solucionarlo en ese mismo instante y seguir adelante. Una vez hayáis terminado la actuación, podéis abordar los errores en el local de ensayo para trabajarlo y evitar volver a cometer esos errores.

En mi banda tenemos un sistema para identificar el grado de los errores, o tipo de errores, dependiendo de su gravedad. Así una vez identificado podemos saber qué es lo que debemos hacer para solucionarlo.

Si ahora te estás preguntando para qué nos sirve esto, la respuesta es sencilla. Este sistema nos ayuda a reconocer si el error que por ejemplo ha cometido el guitarrista ha sido un simple deslizamiento de la mano o ha sido un error algo más grave. Por ejemplo nos ayuda a saber si una melodía en particular es demasiado compleja, si una letra está mal escrita, etc.

Esto nos ayuda a no frustrarnos y a centrarnos en los errores ocasionales. Al mismo tiempo podemos ver si algo que estamos trabajando en una canción cuadra bien o no.

Nuestra clasificación la hemos hecho en relación a la importancia de los errores: errores menores, errores graves y errores imperdonables.

conciertosEn primer lugar hemos designado como errores menores aquellos errores que son algo imperceptibles y que no reducen o detienen la canción. Por ejemplo, cuando tocas y te faltan un par de acordes, cuando vas a hacer un redoble y lo haces de una forma distinta a los ensayos, etc. Estos errores surgen sin previo aviso y, no siempre, son tan malos, ya que pueden hacer que ese tema en directo sea único.

Si a pesar de cometer ese error durante el directo, la canción sigue adelante y todo sale según lo planeado, habréis cometido lo que nosotros conocemos como errores menores. Este tipo de improvisaciones son una forma fantástica de encontrar nuevas rutas a través de la estructura de una canción.

He visto en directo a muchos grupo amigos y he visto cómo han cometido estos errores menores y la gente, prácticamente no se ha dado cuenta, porque el grupo ha seguido tocando la canción hasta el final.

Sin embrago los errores graves adquieren ya otra consideración. Este tipo de errores no hacen que la canción se detenga, pero sí hace que la velocidad cambie y que el resto de la banda que está escuchando y tocando lo hagan más lentamente. Estos errores suceden por ejemplo cuando alguien empieza en la una parte equivocada de la canción, o en lugar de tocar el estribillo, tocar los primeras notas de la estrofa… Pero rápidamente corriges esa nota y solucionas el problema.

Todos hemos comentido errores graves, son naturales y siempre y cuando los mantengáis al mínimo, no tenéis que preocuparos por el rendimiento de vuestro directo.

Lo mejor que podéis hacer ante los errores graves es mantener la calma y no frustraros demasiado con ese momento. Debéis recordar que la concentración sobre el escenario es importante y la solución está en tratar esos errores graves en el próximo ensayo en el local.

Los errores a los que nosotros denominamos “imperdonables” son los que más se deben trabajar. Estos errores hacen que un grupo pare en mitad de la actuación. Por mi experiencia como músico puedo deciros que los errores imperdonables más comunes son el resultado de la falta de concentración, falta de comunicación entre la banda, falta de un sonido profesional y por lo general, no dar importancia a sacar un mayor rendimiento del directo. Por ejemplo cuando dices, ¿una cerveza antes del concierto? ¿Por qué no? Y vas y te tomas cinco… Tendrás problemas sobre el escenario.

Para que veáis que todos cometemos errores os pondré un ejemplo sobre mi banda. Durante un concierto el guitarrista de mi banda dejó de tocar en mitad de un tema pensando que ya habíamos terminado. Nos quedamos locos y el guitarrista cuando se dió cuenta, tuvimos que empezar de nuevo la canción desde el principio. Todo un desastre.

actuación en directoSi el equipo de sonido con el que vas a tocar no es el adecuado, puede hacer que vuestro concierto se quede a medio camino. Esto no puede considerarse un error ya que no depende de ti si el equipo de sonido de la sala en la que vas a tocar no es la adecuada, pero hay muchas cosas que puedes hacer para reducir al mínimo esos errores.

Por ejemplo, que tus instrumentos vayan bien embalados, llevar cuerdas extra en la funda, hacer una buena prueba de sonido probando por ejemplo los sonidos más fuertes, estudiar el escenario y planificar dónde va cada componente, los errores cometidos en el pasado, etc…Todo ello os ayudará a reducir la gravedad y frecuencia de estos errores.

Cometer errores imperdonables deben detener toda la planificación de vuestros conciertos. Debéis dejar de lado la práctica y los ensayos y tratar de averiguar como banda qué es lo que salió mal, que podéis aprender de esos errores y cóm hacerlo mejor la próxima vez.

Tal vez la razón sea que la canción en sí no está bien trabajada o puede que sea uno de los componentes del grupo el que no esté trabajando lo suficiente. De cualquier forma, debéis pensar que el error sucedió durante un momento determinado y cuando volváis a tratar el tema, hacedlo con la cabez y las ideas despejadas.

De todas formas recordad que hay bandas que llevan más de dos décadas sobre los escenarios y aún siguen comentiendo errores imperdonables, así que vosotros también podéis cometerlos, pero que no destruyan vuestra carera musical.

A pesar de cometer errores, ya sean menores, graves o imperdonables; siempre puedes sacar el mayor rendimiento del directo y convertirlo en todo un éxito.

Un concierto puede ser todo un éxito a pesar de que un músico cometa errores. Si habéis metido la pata en una canción y conseguis que suene bien depués de todo, habréis conseguido que ese concierto sea un éxito.

La mejor forma de saber solucionar cualquiera de estos errores sobre el escenario es simplemente tocar, tocar, tocar y tocar. Debéis conocer las canciones al dedillo, conocer sus partes de forma independiente, de adelante a atrás y viceversa. Si practicáis las partes difíciles de forma constante os ayudará incluso a haacer arreglos más complejos y ayudaréis a vuestra memoria muscular. Con trabajo, dedicación y práctica seréis capaces de tocar en un futuro con más confianza y mucho mejor.

Lo más importante que debéis saber es que si durante un directo cometéis un error, no podréis hacer nada. Lo mejor es que os relajéis, cabrearos unos con otros y discutir no servirá de ayuda. Es muy importante que haya una buena comunicación entre los componentes, nosotros tenemos nuestro propio sistema y sólo con mirarnos sabemos qué es lo que tenemos que hacer.

Espero que con el sistema que utilizamos en mi banda podáis al menos identificar el grado de los errores que comentemos así como la mejor forma de solucionarlos.

Hasta la próxima amigos!

DEJA TU OPINIÓN

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14 − dos =