Midnight Dice hipnotiza con su EP debut

A principios de junio, la agrupación norteamericana Midnight Dice lanzó un EP titulado Hypnotized (2020), un trabajo largamente esperado, pues esta banda es la segunda encarnación de Satan’s Hallow, una interesante agrupación que en la segunda mitad de la década pasada logró hacer mucho ruido con su debut homónimo.

Después de que el miembro fundador de Satan’s Hallow, el guitarrista Von Jugel, decidió mudarse y dar por terminada a la banda, los demás miembros optaron por mantener viva la llama, y formaron Midnight Dice.

Hypnotized es el primer trabajo en forma de esta nueva agrupación, después de haber lanzado el año pasado un demo homónimo, y recientemente en marzo un EP titulado Lights Out… In Hamburg.

Quizás también te interese leer:
Fugatta y su gran obra maestra
Traveler y su homónimo disco debut
Enforcer y su esperado quinto disco Zenith

La historia de Midnight Dice

midnight dice

El nombre de la banda no es nuevo. Hace cinco años, la primera versión del grupo participó en la presentación de un libro antológico llamado Swords of Steel. Ahí tocaron bajo el nombre de Midnight Dice con el fin de probar sus canciones en vivo antes de ir al Festival Ragnarokkr Metal Apocalypse.

La banda mantiene los mismos miembros de Satan’s Hallow: José Salazar en el bajo, Patrick “Rusty” Glockle en la batería, Steve «Lethal» Beaudette en la guitarra, y la increíble Amanda Martillo en la voz. La mayor carga compositiva recae en Beaudette y Glockle, demostrando ser un dúo que se entiende perfectamente.

El hecho de que batería y guitarra sean los encargados de formar las canciones, explica en gran medida por qué las estructuras de sus piezas se coordinan tan bien con la voz. Ahí descansa una de las principales cualidades de Midnight Dice, y que logró rescatar de los tiempos de Satan’s Hallow.

En aquellos años tuvieron un enorme éxito en el Festival Keep it True, donde, apenas un mes después de lanzar digitalmente su disco debut, lograron que la gente coreara sus canciones. Ejemplo inequívoco de lo efectivas que son sus composiciones.

A pesar de no haber escrito ninguna canción de Satan’s Hallow (porque casi todas fueron obra de Von Jugel), los miembros actuales han conseguido un trabajo que guarda el mismo espíritu de su predecesor. La recepción ha sido muy favorable. Juntos han logrado lanzar un EP por demás efectivo, remarcando la vena heavy en todo su esplendor.

Hypnotized, un Ep que hipnotiza

midnight dice

Hypnotized cumple su premisa de hipnotizar desde la primera pieza. Después de una introducción titulada irónicamente «Farewell», el EP deja escuchar «Starblind», donde la voz de Martillo brilla desde la primera estrofa.

Es sorprendente su capacidad de generar líneas melódicas de voz que le permiten resaltar sus cualidades. Es como si toda la canción estuviera compuesta por estribillos, pues mantiene una alta intensidad en todo momento. Recuerda los años gloriosos de Doro Pesch en Warlock.

A diferencia de otras bandas, cuyas líneas de voz parecieran estar a merced de lo que propone la música, en las canciones de Midnight Dice se nota un trabajo orgánico, es como si las líneas de Martillo dirigieran los riffs cual si fueran una orquesta, y viceversa.

Abundan contras de guitarra entre sus estrofas, y éstas a su vez embonan a la perfección con los riffs de base.

El trabajo de guitarras es muy efectivo. Aunque técnicamente no brinda licks ni figuras ambiciosas, sí hay riffs muy bien estructurados que manejan con maestría la armonía. Sobre una base se pueden dibujar líneas sencillas de gran impacto, como los que suceden después del solo de la canción «Hypnotized».

Midnight Dice ha dado un gran campanazo con este lanzamiento, y se coloca como un gran referente de la escena heavy de Chicago.

Actualmente el disco se encuentra únicamente en formato digital; sin embargo, la banda espera lanzarlo en vinilo y casete en los próximos meses, sólo esperan conseguir el trato adecuado con el sello adecuado.

Más información sobre Midnight Dice en los siguientes enlaces:
Facebook

Deja tu opinión!

tres × 5 =