Jirafa Ardiendo, Rock Independiente desde Chile

Mientras disfruto gracias al Canal YouTube de Jirafa Ardiendo en vivo en el Indie Fest Campeche 2021, puedo viajar en la reciente redacción por las tonalidades musicales que presenta la agrupación chilena, que nos refresca por completo con su propuesta sonora y melódica.

Jirafa Ardiendo cumple dos décadas desde sus inicios, y, gracias a las redes sociales y la magia comunicacional, los contactamos por la inmediatez que brinda Instagram, a que es como estar cerca pero a distancia, mismo continente pero distintas regiones.

El encantamiento y la complicidad de las telecomunicaciones van de ida y vuelta, cerrando el circuito necesario para presentar la actual entrevista. Agradecido por su tiempo y disponibilidad.

Quizás también te interese leer:
Limbo, templanza en el Metal desde Rosario, Argentina
Indica Blues, el Stoner Metal de Oxford
Dj Nio, desde Italia hasta Turquía con Hip Hop de corazón

Jirafa Ardiendo, Luminoso Sendero

jirafa ardiendo
Foto: Ramón Gómez

Gracias por la colaboración y confianza en exclusiva para LaCarne Magazine. Luego de casi dos años de sobrevivir al COVID19, personal y musicalmente hablando, ¿cómo están actualmente?

Organizando el 2022, retomando los ensayos y la creación. Han sido dos años complejos, y afortunadamente los integrantes que han tenido COVID lo han podido sortear bien.

Seguimos con los planes, aunque siempre atentos al contexto que cambia día a día. Harto trabajo virtual, se extraña el compartir ensayos y grabaciones en grupo, pero ya vendrán.

¿Cómo nacen a la vida musical? ¿Cómo surge el proyecto Jirafa Ardiendo? ¿De dónde se inspiraron para el nombre artístico?

La banda nace como tal el año 1995 en Santiago, aunque originalmente sus integrantes son mayoritariamente de La Serena e Iquique, en el norte de Chile. Luego la formación fue rotando, pero se mantuvo esa característica regional de los miembros de Jirafa Ardiendo.

En un principio, Alejandro y Roberto comienzan a trabajar en distintas ideas musicales, donde cabía todo tipo de experimentación sonora. Todo ese proceso dio como resultado una serie de canciones en formatos variados, con paisajes instrumentales y canciones en claves más tradicionales.

Esta dicotomía aparente se instaló como una constante en el trabajo de Jirafa Ardiendo a lo largo de los años, especialmente en los primeros discos.

El nombre de la banda nace de la pintura “Jirafa Ardiendo” de Salvador Dalí, que, con su lenguaje surrealista, condensó de buena manera toda la imaginería visual y musical de la banda en aquel momento, durante el proceso de formación.

¿Quiénes integran en la actualidad la banda y qué instrumentos interpretan?

Los integrantes actuales son Alejandro Pino en voz principal, Roberto Estay en guitarras y teclados, Nicolás Moreno en bajo, Arturo Rodríguez en guitarras y teclados, y Sebastián López en batería y percusiones.

¿Qué influencias artísticas han recibido? ¿Qué estilos musicales han influenciado en Jirafa Ardiendo? ¿Algunas agrupaciones de referencia?

Jirafa Ardiendo, a lo largo de historia ha tenido innumerables influencias, y cada integrante ha aportado con una mirada distinta al momento de componer, y especialmente de arreglar y producir las canciones.

Han pasado más de 20 integrantes distintos a lo largo de la carrera de Jirafa Ardiendo, lo que ha sido una influencia determinante a la hora de generar trabajos discográficos muy variopintos, y sin etiquetas estilísticas. Por lo que el motor creativo al momento de componer es justamente esa libertad.

Las influencias van desde el Pop más tradicional, pasando por el Rock y Hard Rock, Psicodelia, Progresivo, Folk, Electrónica, etc. Desde XTC, REM, Flaming Lips, Inti Illimani, Congreso, Victor Jara, Mercury Rev, Genesis, Rush, Beatles, Beach Boys, Camilo Sesto, Bee Gees, Abba, My Bloody Valentine, Pale Saints, Sonic Youth, Midnight Oil, y un largo etc.

Para los artistas, los títulos y postgrados son sus propias obras, discos, canciones, videos, etc. ¿Cuál es la discografía de Jirafa Ardiendo (y los años de edición) a la fecha?

Jirafa Ardiendo, EP homónimo – 1998 (Independiente). Siesta, LP – 2000 (Barriga Records). Persona, LP – 2003 (Discos DBN), Los deberes de una Madre, Single – 2007 (Independiente). Pulmonía, LP – 2008 (Sello Oveja Negra). Boca, Mano, Pie Single – 2020 (Disco Intrépido). – Luminoso Sendero, Single – 2020 (Disco Intrépido). El Camino Queda Atrás, Single – 2021 (Disco Intrépido).

Su single Luminoso Sendero, es el nuevo material que representan entre 2020 y 2021. ¿Cómo les fue en la realización del material? ¿Alguna anécdota del proceso creativo y compositivo del tema?

Luminoso Sendero (2020), nuestro penúltimo single, fue producido por el productor chileno Mowat junto a Jirafa Ardiendo. Fue la primera vez que la banda ha trabajado con un productor externo. Los otros dos singles nuevos – Boca, mano, pie (2020) y El camino queda atrás (2021) – fueron producidos por Nicolás y Arturo, que son parte de la banda.

Así que con Luminoso Sendero hubo un proceso de aprendizaje en cuanto a la forma de trabajar el proceso. Es algo que queremos seguir experimentando en algunas de las nuevas canciones, y las que están por venir.

Estos singles han estado marcados por el contexto del Estallido Social de 2019 y por la pandemia, cosa que le ha pasado a la mayoría de las bandas en sus procesos creativos, y a la hora de lanzar nueva música.

Por lo mismo, ha sido desafiante y muy interesante al mismo tiempo, cómo Jirafa Ardiendo ha sabido seguir su trabajo y re-enfocar los objetivos y adaptarse a este nuevo contexto. Hace poco hicimos un show para el Indie Fest, como sabes, y quedamos bien contentos con el resultado, cómo se escucha la banda en formato streaming.

El Camino Queda Atrás

jirafa ardiendo
Foto: Ramón Gómez

Tuve la gracia de recibir como obsequio, por parte de una persona amiga que viajó a Santiago de Chile en aquellos tiempos, el CD original del álbum Siesta, una joya dentro de mi discografía privada, que marca un espacio especial dedicado a la música hecha en nuestra América. ¿Qué nos pueden comentar de aquella producción del 2000?

El Siesta fue un disco con el que aprendimos un montón de lo que “Hay” y que “No Hay” que hacer al editar un álbum. Fue una experiencia maravillosa, lo grabamos en la casa de aquellos años (1999) de los Karamelo Santo, en barrio La Boca de Buenos Aires.

Ellos son una mítica banda Argentina de Power Ska, entre otros muchos estilos que fusionan. Goy de Karamelo nos grabó y mezcló la mayoría de los temas del disco. Estuvimos 10 días de encierro creativo y grabando en 8 pistas, con muchas limitaciones técnicas, pero con mucha energía positiva y sentido de comunidad. Muchos de los arreglos de didgeridoo, djembé, berimbau o trompeta, fueron grabados por integrantes de la banda.

Fue un viaje para abrir cabezas, y estaremos por siempre agradecidos de Goy y sus compañeros. Un detalle que muchos no saben es que el CD original de Siesta viene con un (CD-ROM), formato antiguo para guardar más información en el disco.

Ahí se puede encontrar una serie de textos, micro videos del viaje, y además una colección de canciones instrumentales de corta duración (la mayoría), lo que da una mirada más amplia de lo que es la música de Jirafa Ardiendo.

Soy un animal, intento hablar, vengo del bosque intenso, resuelvo en paz sin condenar desintegrar el miedo… ¿Qué temas se han convertido en referentes para ustedes a la hora de interpretarlos? ¿Qué canciones forman parte de su público?

En el repertorio de Jirafa Ardiendo hay varios “clásicos” para nosotros, que nos piden harto o que en su momento fueron singles que nos dieron a conocer.

Confío, Vidrio, Fácil, Servino, Nuco Rey, Sopa, Música en Pedazos, La Tierra es Plana, Oruga, Pulmonía, Motosierra, Corre, Volcán, Toros por los Ojos, Sed, Tarde, Ver, Mente Lenta, etc. Y las nuevas que van generando ese nexo con generaciones más jóvenes. En los recitales de Jirafa Ardiendo se puede ver personas entre 16 y 65 años.

Pude disfrutar del videoclip del tema Vidrio, una obra “que te incendia en el mar”, como dice la letra de la canción. ¿Qué nos pueden comentar de la videografía de Jirafa Ardiendo? ¿Qué videos nos recomiendan en especial?

En general, siempre hemos querido asociar todo el material sonoro de la banda a registros visuales, lo que no siempre pudimos hacer y siempre falta mucho, pero, de lo que hemos hecho, ha habido muy buenas experiencias y otras no tanto.

De lo destacado en lo audiovisual, diría que puede estar los videos de Vidrio y Confío, la presentación para Paniko Tv (justo antes del parón del 2009), la presentación para el Indie Fest Campeche, y los lyric video de las canciones de la nueva etapa.

Jirafa Ardiendo - Vidrio (Discotheque Blondie / 03.11.2018 / 4K)

En el libro “200 Discos de Rock Chileno – Una Historia del Vinilo al Streaming (1962 – 2012)” salieron destacando su álbum Persona (2003). ¿Cómo se sintieron con los honores respectivos a este emblema CD de Jirafa Ardiendo?

¡Nos sentimos honrados! Que se tome en cuenta la música de Jirafa Ardiendo desde cualquier perspectiva, ya es una satisfacción.

Que los seguidores escuchen la discografía antigua y nueva, que se comenten los lanzamientos en medios especializados, todo eso contribuye sin duda a que sintamos un cariñoso feedback, que desde el regreso de la banda (2018) hemos agradecido profundamente. La música que hemos hecho sigue tan viva como siempre.

Confío

jirafa ardiendo
Foto: Sebastián Humeres

“Aunque me siento bien y las risas están en la piel…”, dice el estribillo del último single El camino Queda Atrás, que marcó un retorno fructífero, en cuanto a una agrupación de culto se refiere dentro de la Movida chilena, con esa sólida esencia de música Indie que representan. ¿Cómo se sienten luego de las dos décadas recorridas, y la experiencia sembrada en ya clásicos musicales?

Bueno, primero gracias por los reconocimientos y títulos nobiliarios con que te refieres a nosotros. Con respecto a la vuelta con un nuevo single, te podemos contar que fue trabajado de manera remota y en plena pandemia, pero que tuvo un lanzamiento hermoso en vivo y por streaming.

Puede reflejar la carrera de Jirafa Ardiendo, llena de contrastes, altibajos y lagunas, pero siempre cuidando los detalles que suenan, y los que se ven.

Los últimos tres singles tienen esa cualidad también, mucho contraste en su contexto y manera de abordar el proceso de producción y grabación, todas con diferentes autores y diferentes diseñadores gráficos, lo que nos ha dado una riqueza en la mirada, y puede que nos haya ayudado a mantener las fuerzas en momentos difíciles.

En octubre 2021, Jirafa Ardiendo retomaron escenarios con el show junto a Los Animales También Se Suicidan. ¿Cómo se han sentido retornando a tocar en directo para su público? ¿Algunas anécdotas que nos puedan compartir?

Fue emocionante, tanto para la gente que nos fue a ver como para nosotros. Hubo una muy buena vibra. Lo anecdótico fue la gran cantidad de niños que asistió. Fue en la tarde, horario familiar, así que varios seguidores de la banda fueron con sus hijos. Fue muy bueno ver cómo disfrutaban las canciones.

Gran presentación también la de los LATSS. Lo único distinto o extraño era ver al público con mascarillas. Uno tiene que imaginarse las expresiones y la reacción de las personas, pero el feedback se siente igual.

Felices de tocar en vivo de nuevo. Este año habrá otras tocatas bien interesantes también.

Durante el recorrido musical de Jirafa Ardiendo, ¿qué evento o Festival los ha dejado marcados?

Hemos tocado en muchísimos lugares que a veces han sido un poco extraños, espacios poco comunes para un show de banda de Rock. Se me vienen a la mente el lanzamiento del single Sopa el año 2000, que elegimos un famoso Night Club del Centro de Santiago, más que nada por el simbolismo del lugar y de la “experiencia” del espectador en un lugar así.

La gente del lugar fue muy generosa y amable al dejarnos el espacio. Ese día contábamos con un sonido precario, se cortó la luz, y afuera se puso a llover de manera torrencial, entre otras cosas. En fin, muchas anécdotas.

También cuando tocamos en el trailer de un camión cerca de la Plaza de San Carlos, para un teletón, y terminamos con bailarinas haciendo coreografías en el escenario (de una banda de cumbia que venía después), y esa mezcla atípica (para esos años) era muy interesante finalmente.

O cuando tocamos en Buenos Aires en el barrio de la Boca, en el bar de Geniol, ex colaborador de los Sumo, un grande, y estuvo increíble para nosotros y los que asistieron. O cuando tocamos a dos guitarras acústicas y violín en el Puente de las Artes en París, con la maleta de la guitarra abierta. Para nosotros fue un hito, sólo por el hecho de estar ahí en ese momento.

Hay muchos lugares y shows como esos en la historia de Jirafa Ardiendo, y quedan en el registro de cada uno de nosotros.

Boca Mano Pie

jirafa ardiendo
Foto: Ramón Gómez

Como ya mencioné, disfruté el álbum completo y original Siesta (2000). ¿Qué canción de su autoría es la preferida a la fecha, tanto al momento de escucharla como al interpretarla? ¿Algunas piezas que se hayan hecho parte del público que sigue su música?

Del álbum Siesta hemos tocado esporádicamente los temas Mente Lenta, Sopa, Bala, y Brillante y Terremota del set de canciones fantasmas del disco. Pero siempre tratamos de recuperar alguna canción del repertorio que no ha sido visitada, y preparamos sorpresas en los shows.

Actualmente, y levantando de a poco la mirada con más coraje y valentía, ¿cómo se encuentra el panorama musical y cultural en Chile?

Fructífera. Leí por ahí cuánto había subido la venta de instrumentos, tarjetas de sonido o micrófonos en pandemia, y era mucho. Decantará seguro en que mucha gente, sobre todo solistas, presenten nueva música. Hace ya varios años que la Escena musical chilena ha tenido una producción sostenida y estable, con variedad de estilos y muchos artistas y discos interesantes.

Eso a veces no se ve reflejado en una industria consolidada, pero vamos en buen camino, a generar una estructura que pueda sostener de buena manera el trabajo de músicos y técnicos (y todos los involucrados) que en el futuro se vea como una opción realista, tal como lo pueden ser otras áreas de trabajo.

Para la gran fanaticada de melómanos, ¿qué discos recomendarían dentro de la producción y avalancha de música realizada en Chile? ¿Algunos referentes o sugerencias para tomar en cuenta y adjuntar a las colecciones?

Elmalamía, Martina Lluvias, Cameio, Cochebomba, Tortuganónima, R2 Erre Dos, All JaZZera, Akbal, Bagre, Seatemples, Mowat, Los Animales También se Suicidan, Corderolobo, Cadenasso.

Jirafa Ardiendo participaron para finalizar el 2021 de un importante festival internacional. ¿Qué nos pueden comentar del Indie Fest Campeche?

Con el Indie Fest Campeche de México hay una bonita conexión. Para el 2020 fuimos invitados a tocar de manera presencial, y todo quedó en nada por la pandemia. Seguimos el contacto con ellos, y todo el trabajo que hacen en relación a charlas de industria musical, talleres y otros.

Ellos van creando una Red Asociativa de trabajo en un sector de México alejado de la Capital, donde pasa todo. Así que poder participar en formato streaming el 2021 fue buenísimo. Hicimos el show en el Teatro del CEINA, en Santiago, a través de la gestión del Centro Arte Alameda.

El resultado nos gustó bastante, especialmente cómo se logró transmitir la esencia del sonido en vivo de Jirafa Ardiendo, a través de un formato más controlado. Esperamos estar de manera presencial en el Festival en algunas de las próximas ediciones.

Nos parece demasiado interesante este tipo de iniciativas que van generando un sentido de comunidad entre bandas de Latinoamérica, que no necesariamente son cabeza de cartel de grandes festivales. Esto amplía la gama de posibilidades para que las bandas tengan mayor difusión, además del desarrollo técnico y artístico que esto trae consigo.

¿Cuál es su frase, lema, dicho o verso que le anima a seguir en la batalla y/o juego de la vida?

“Que la llama no se apague nunca”, (ja ja ja) pero, fuera de bromas, creo que la mejor manera de no tirar la toalla, en el área de las artes y la música específicamente, es estar preparado tanto para el fracaso como para los logros y las metas cumplidas.

Hay que tener una tolerancia a la frustración bien desarrollada, y una paciencia un tanto estoica. Pero todo eso es posible sólo si realmente te apasiona lo que haces, y sientes que es lo tuyo en la vida (más allá de los clichés). Quizás no es lo único, pero sí algo central en tu vida.

No dejar de experimentar, escuchar y aprender con la música. Generar estados y espacios (qué importante son los espacios) que propicien los procesos creativos, y que fortalezcan la motivación, que es un motor de la vida.

¿Qué proyectos tiene Jirafa Ardiendo para el 2022?

Para el 2022 tenemos varios objetivos. Entre otros, sacar el nuevo disco, que incluiría los tres singles que ya hemos lanzado, y varias otras canciones en las que estamos trabajando. Además, seguir tocando en vivo, ya sea de manera presencial o vía streaming. Además hay algunas sorpresas que vamos a ir desarrollando estos meses, y contando de qué se tratan.

La despedida, un mensaje final para la gente que disfruta su música y para los nuevos seguidores de Jirafa Ardiendo.

Bueno, sólo agradecimiento por escuchar nuestra música. Es potente saber que a muchas personas les llega de alguna u otra forma, y que a veces resuenan las canciones de maneras muy distintas, lo que es parte de esta increíble relación que tiene la banda con su audiencia. Este año hay novedades importantes, ¡así que seguimos ahí!


Agradecemos al portavoz de Jirafa Ardiendo, quienes nos brindan una pincelada de Rock Independiente al mejor estilo del hermano país de Chile, y sabiendo que mientras más tiempo una banda, más firme su legado y sonido musical, que marca un eterno renacer en el proceso creativo y poético. Muchos éxitos para el presente 2022 y por siempre. Gracias nuevamente por la exclusiva.

Más información sobre Jirafa Ardiendo en los siguientes enlaces:
Instagram
Facebook
YouTube

Deja tu opinión!